Un 13 de agosto en Manzanares....La cornada a Ignacio Sánchez Mejías

Mensaje de error

Deprecated function: The each() function is deprecated. This message will be suppressed on further calls en _menu_load_objects() (línea 579 de /var/www/html/sitetendidoWork/includes/menu.inc).

Fue un cúmulo de cicunstancias, de azares ( Ignacio Sanchez Mejías no esta contratado ) pero lo cierto es que desde ese día 13 de agosto de de 1934 entró en la historia el torero, periodista, ensayista, autor de obras de teatro, presidente del Betis, de la Cruz Roja sevillana . Todo un caballero multifacetico. Y claro, torero.

Y por si faltara, su amigo Federico García Lorca lo inmortaliza con ese " Llanto" , obra poética esplendida del granadino. : Elegía compuesta por cuatro partes: La cogida y la muerte, La sangre derramada, Cuerpo presente y Alma ausente inspirada en la muerte de su amigo el torero Ignacio Sánchez Mejías (Sevilla, 6 de junio de 1891- Madrid, 13 de agosto de 1934).

En ella aparecen armónicamente lo popular, lo culto, lo autobiográfico y lo lírico, el romance, el alejandrino, el ritmo de la soleá, la fatalidad, el presagio posible de su propia muerte…

LA SANGRE DERRAMADA, según el vate andaluz :

Dile a la luna que venga,
que no quiero ver la sangre
de Ignacio sobre la arena.

¡Que no quiero verla!

La luna de par en par.
Caballo de nubes quietas,
y la plaza gris del sueño
con sauces en las barreras.

¡Que no quiero verla!
Que mi recuerdo se quema.
¡Avisad a los jazmines
con su blancura pequeña!

¡Que no quiero verla!

Torero, escritor, mecenas y amigo de los poetas de la Generación del 27, Ignacio Sánchez Mejías (1891-1934) fue, además -todos los testimonios coinciden en ello-, un hombre de personalidad excepcional y dotado de un atractivo singular. En el presente volumen, Andrés Amorós traza un ameno y completo perfil de todas las facetas de la intensa existencia de aquel a quien Federico García Lorca llamó «andaluz tan claro, tan rico de aventura» y cuya trágica muerte le inspiró la mejor elegía de la España de este siglo: el «Llanto por Ignacio Sánchez Mejías».

Este museo contiene una colección única para conocer al protagonista de la famosa elegía de Federico García Lorca y descubrir al hombre que se esconde tras el mito literario: un personaje excepcional, polémico e indispensable en la Edad de Plata de la cultura española.

Cartas, fotografías, carteles, artículos de prensa, portadas de libros, proyecciones, grabaciones y enseres personales conforman este pequeño universo dedicado a su memoria. Ignacio Sánchez Mejías fue matador de toros, dramaturgo, novelista, articulista, piloto de coches y aviones, jinete y, sobre todo, un artista que merece ser estudiado y reconocido.

Categoria: