Se lanza el premio "Ivan Fandiño"

Mensaje de error

Deprecated function: The each() function is deprecated. This message will be suppressed on further calls en _menu_load_objects() (línea 579 de /var/www/html/sitetendidoWork/includes/menu.inc).

Néstor García que fue el apoderado de Ivan Fandiño y quizás su otro yo, apoyado por Javier Bustamante de "Toro Cultura " y el hotel Carlton de Bilbao ha decidido lanzar el premio Ivan Fandiño a los valores humanos esos que tanto defendió el torero vizcaíno con raíces gallegas.

El propósito “es distinguir y reconocer con carácter anual a personas de cualquier nacionalidad que hayan destacado por sus valores humanos en el ámbito de las artes, las ciencias u otras actividades en las que hayan sobresalido por su compromiso ético” Al margen de sus éxitos profesionales: “El torero de Orduña encarnó un código ético de gran relevancia, que le ha convertido en leyenda, y puede ser útil para que muchos seres humanos afronten sus retos personales con entereza”.

NADA MEJOR QUE PROLONGAR LA ESTELA DE VIDA DE ESTE TORERO QUE ERA TODA VERDAD Y VERTICALIDAD con un premio de esta naturaleza.

Las bases del premio se conocerán el 29 e marzo y se entregará el 15 de mayo en el Carlton bilbaino.

Tenía una profunda concepción del arte no como juego sino como ceremonia . Un toro lo hirió mortalmente en una plaza francesa y él dia antes había dicho sin asomo de vanidad y menos de torpeza : « Tengo una cita con la Historia y, si he de morir, moriré libre».

Dijo admirablemente Rosario Pérez del torero que dejó la piel en el ruedo, que mostró al mundo los altos valores de la tauromaquia :

Su muleta reflejaba el verso machadiano del hombre que vive en paz con el mundo y en guerra con sus propias entrañas, en ese círculo en el que al final su gloria será también la de los otros. Contaba él mismo que solo sabía vivir la vida al límite, «sin someterme a ninguna norma». Y confesaba que en el duermevela de las madrugadas a veces se preguntaba «por qué no soy más conservador, por qué vivo un reto constante, porque esa necesidad de desafiar a todo y a todos, y seguramente todo eso solo tiene una respuesta: si no fuera así, no sería Iván Fandiño». Murió como vivió, en libertad, derramando una sangre que siempre buscó la verdad.

Iván Fandiño transitó por la vida guiándose por un conjunto de valores que le permitieron hacer realidad su sueño, mostrando una actitud ejemplar y reconocida. Su odisea se basa en la superación del instinto, la pasión, la perseverancia, la humildad, el compromiso, el respeto, la superación de la adversidad, la estética, la concentración, la visualización del resultado, la libertad y la asunción del riesgo máximo.

Al margen de sus éxitos profesionales, según se señala en la nota informativa, el torero de Orduña encarnó un código ético de gran relevancia, que le ha convertido en leyenda, y puede ser útil para que muchos seres humanos afronten sus retos personales con entereza.

En Colombia se le quiso a mares y disfrutamos de su grandeza. Su última corrida fue en Lenguazaque ya camino a España y terminada su temporada americana de aquel año tras torear en Bogotá y en Medellin.

Categoria: