El Constitucional español avala las corridas con la suerte supema en las Baleares

Mensaje de error

Deprecated function: The each() function is deprecated. This message will be suppressed on further calls en _menu_load_objects() (línea 579 de /var/www/html/sitetendidoWork/includes/menu.inc).

Estaba cantado desde el primer momento que la Ley de Toros a la Balear no podría superar el dictamen del Tribunal Constitucional, que dictó una sentencia anulando los principales artículos de la ley.La ley balear desvirtuaba por completo las corridas de toros al impedir la muerte del animal, las banderillas y la presencia de caballos.

Además, establecía una limitación de tres toros por espectáculo. Cada toros podía estar en el ruedo un máximo de 10 minutos. Todos estos artículos de la ley han sido declarados inconstitucionales.

En total, el TC ha anulado totalmente cinco artículos y varios más de forma parcial. El Parlament balear aprobó la ley en julio de 2017. Se decidió no prohibir las corridas de toros en un vano intento de evitar una declaración de inconstitucionalidad como sucedió en Cataluña pero era obvio que habría recurso y en noviembre de 2017 lo anunció el Gobierno de la nación. Posteriormente el Tribunal Constitucional suspendió de forma cautelar los preceptos más relevantes al admitir a trámite el recurso del Gobierno pero levantó la suspensión al transcurrir el plazo de cinco meses sin haber tomado una decisión definitiva. La ley de toros a la balear, sin sangre ni muerte, fue aprobada con los votos a favor de los grupos parlamentarios PSIB, Podemos y del partido nacionalistas Més y los votos en contra de PP y Ciudadanos.

Aparte de la prohibición de herir a los animales, y por tanto, del uso de banderillas, la ley balear también prohíbe la venta de alcohol y la entrada de menores. Estos dos últimos preceptos no figuran en el recurso y siguen en vigor. Se anulan, sin embargo, los artículos que hacen referencia a la prohibición de matar al animal, la de utilizar banderillas o cualquier objeto punzante que pueda producir daño al toro. Igualmente, el TC suspende la obligación de que los toros tengan un mínimo de 4 años y menos de 6, el establecimiento de pesos mínimos del animal, la obligación de una báscula de pesaje en las plazas y la obligación de que los toros lleguen a la plaza 48 horas antes.

El Gobierno de Mariano Rajoy presentó el recurso alegando que el Parlament balear no tenía competencias para aprobar esta ley que, además, incumple determinados preceptos de leyes estatales sobre patrimonio inmaterial y tauromaquia.El Gobierno consideró que la ley balear «invade o menoscaba competencias estatales que regulan las condiciones básicas que garantizan la igualdad de todos los españoles en el ejercicio de sus derechos y deberes».El Parlament y el Govern registraron en enero un escrito en el que se solicitaba que se levantara la suspensión cautelar y se concluía que no podía existir "ningún daño al interés general". Por su parte, el Gobierno presentó otro escrito solicitando su mantenimiento a la totalidad de la ley, aportando, entre otros, un informe sobre los perjuicios que llevaría su levantamiento calculados en 4.080.000 euros anuales.

AnimalistasGrupos animalistas han expresado su disconformidad con la decisión del Tribunal Constitucional de anular los artículos de la ley balear que prohíben picar, banderillear y matar a los toros en las corridas que se celebren en el archipiélago, según recoge Efe.La presidenta del Partido Animalista (PACMA), Silvia Barquero, ha manifestado el malestar de la organización y ha recordado que han venido exigiendon que "la prohibición de las corridas de toros se hiciera a nivel estatal y no por comunidades autónomas"."Nuestra postura es clara porque en el panorama actual existe una desidia por parte de algunos partidos políticos en la defensa animal y nosotros lo que tratamos es obtener la defensa y bienestar de todos los animales", ha dicho Barquero.Para el presidente de la organización Gladiadores por la Paz, Óscar del Castillo, esta decisión "es un reflejo de que al lado de la tauromaquia se encuentra la gente poderosa". "

Pero los grupos animalistas nos tendrán siempre en frente para defender los derechos de los animales", ha dicho.Para el presidente de la organización animalista Anima Naturalis, Francisco Vázquez, "esa es una propuesta que básicamente está en contra de la decisión de los representantes de la población balear y catalana".Según Vázquez, "hay que tener en cuenta que cada vez hay menos festejos taurinos en España, donde este espectáculo no representa a la población española, pero que se intenta mantener porque se considera parte esencial de la fiesta".

Categoria: