Aguado convence a Valladolid camino a San Isidro.!!Qué torero!!!

Mensaje de error

Deprecated function: The each() function is deprecated. This message will be suppressed on further calls en _menu_load_objects() (línea 579 de /var/www/html/sitetendidoWork/includes/menu.inc).

Pablo Aguado, que se presentaba en Valladolid en sustitución del peruano Roca Rey, fue el gran triunfador de la tarde de este domingo cortar dos orejas, una de cada toro de su lote, y salir así a hombros en un festejo en el que Morante de la Puebla y José María Manzanares pasearon un trofeo oreja cada uno.

Había ruido de sables de fondo en la terna, abiertas aún las heridas del fragor de la batalla del pasado viernes en La Maestranza, entre los que tienen el cetro del toreo y los que lo ansían.

La corrida de la casa Matilla no funcionó.

Morante se echó de rodillas , Manzanares sin opciones.

Y Pablo Aguado que sustituía al lesionado Roca Rey salió en hombros con dos orejas tras la Puerta del Príncipe en Sevilla.

Despensero, bravo y encastado, tuvo mucha movilidad, y Aguado aplicó el "pronto y en la mano" de los taurinos antiguos. Sin cata previa se puso a la faena. Frescura y naturalidad en Aguado, clásico el canon de la escuela sevillana, ofreciendo el medio pecho en el cite. Supo perder pasos cuando lo había que hacer, en un conjunto que tuvo ritmo y armonía. Torería en los remates, pases de pecho a la hombrera contraria, así como en las salidas de la cara del toro.

Ambicioso Aguado se fue a portagayola en el que cerraba función, un toro más levantado y algo zancudo. Se puso al natural el sevillano, pero pesaban las inciertas embestidas de "Despertador", pues había que llevarlo toreado.

Decidió cambiar al pitón derecho. Lo vio más claro. Faena de tragar y aguantar, de fibra, de no arrugarse. Trasteo de querer, firmando los mejores pasajes en una tanda con ritmo. Al final de faena el toro se vio podido y dijo que nones, rajándose. Fulminante el espadazo como rúbrica.

Categoria: