Seria novillada de El Paraíso

Un precioso encierro de El Paraíso abre la temporada taurina en Bogotá este sábado..

La novillada de don Jerónimo Pimentel está en tipo, bien armada, con cuajo y muy seria..

Tres jóvenes valores . Sebastian Caqueza, Luis Manuel Castellanos ( mexicano ) y Santiago Fresneda lidiarán los seis novillos..

Por garra, valor, compromiso no hay dudas.

LA GANADERIA DE EL PARAISO

El maestro Pimentel de esa generación del 32 del siglo pasado con Antoñete, Jumillano, Gregorio Sánchez, Bernadó , se vino un día de su Cenicientos natal para América y aquí no solo fundó una ganadería sino una familia maravillosa. Torero, ganadero, empresario, apoderado, ha sido un referente para muchos de los criadores de bravo tanto en Colombia como en Ecuador y Venezuela..

Sus paisano se siente orgullos y dicen cosas como esta : El maestro Jerónimo Pimentel, torero de Cenicientos emigrante a tierras colombianas que lleva en ese país una importante labor social y taurina. Figura en sus tiempos podemos decir que gran parte de lo que es Cenicientos en el mundo de los toros se lo debemos a él. Propietario de la ganadería de El Paraíso, sus hijos han fundado otro hierro que bautizaron con el nombre de Cenicientos como recuerdo a la localidad en la que nació su padre. Desde el Toro de Cenicientos le mandamos nuestro más cordiales saludos y desearlos la mayor de las suertes. ¡¡Gracias Maestro¡¡

EL PARAISO

La divisa es rojo, verde y blanco.

Pasta en Choachi, Cundinamarca...

La ganadería "El Paraíso", propiedad de Jerónimo Pimentel Gómez, en asocio con Don Enrique Martín Arranz, se fundó en junio de 1995, con vacas y sementales importados de España.

Se importaron 150 vientres de las ganaderías de Jandilla, Juan Pedro Domecq y El Torreón. También se importaron once sementales: tres con el hierro de Jandilla, tres con el hierro de Don Juan Pedro Domecq, tres de la ganadería El Torero, de Don Salvador Domecq, y dos sementales con el hierro de Enrique Martín Arranz. Actualmente la ganadería pasta en la vereda de Fonté, municipio de Choachí, en el departamento de Cundinamarca.

El 22 de enero del año 2000, se lidió una excelente corrida en la ciudad de San Cristóbal, Venezuela, durante la Feria de San Sebastián. Se indultó el toro # 9, de nombre JARRERO, hijo de la vaca 518 con el hierro de Jandilla, de nombre Jarrera, y del toro # 120 de nombre Gracioso con el hierro de Juan Pedro Domecq.

El 5 de enero de 2001, en la Feria de Cali, se indultó el toro # 8, de nombre BUBOSO, y se le dio la vuelta al ruedo al toro # 36 después de que el público solicitó, con insistencia, su indulto.

El 7 de enero de 2001, en la Feria de Choachí, se indultó el toro # 2, de nombre LANZAFUEGO, y el toro # 17 de nombre LASCIVO.

El 13 de enero de 2001, en la Feria de Manizales, se indultó el toro # 22, de nombre TROTÓN, y se le dio la vuelta al ruedo al toro # 34.

El 27 de enero de 2001, en la Feria de San Cristóbal Venezuela, se indultaron los toros # 23, de nombre GALOPO, y el ejemplar # 29 de nombre APASIONADO.

En su presentación en Bogotá, el Diestro Ramiro Cadena indultó el sexto toro de la tarde, en medio del júbilo del público que abarrotaba aquel domingo los tendidos de La Santamaría.

LOS GANADEROS SOLO QUIEREN EL TRIUNFO DE LOS TOREROS Y SATISFACER A LA AFICIÓN.

NADIE MANDA UNA CORRIDA A LA PLAZA PARA FRACASAR

Ningún ganadero procura deliberadamente que sus toros le salgan mansos, ninguno desea que su ganadería se hunda en los inevitables bajos de los altibajos de la casta, que por muy controlados que sean son siempre incontrolables.

Todos los ganaderos de bravo, como todos los toreros, quieren triunfar, y que a sus toros les den la vuelta al ruedo, y que a ellos mismos, o a su mayoral, los saquen a hombros al final de la corrida.

Quieren criar toros bravos, nobles, bellos. Lo que pasa es que...

No tengo aquí el espacio suficiente para explicar qué es lo que pasa: es una explicación que vienen dando los ganaderos desde que el ganado de lidia existe: unos trescientos años. Y no han terminado.

Categoria: