Machista el mundo del toro?, No.Conservador : Lea Vicens

( Foto cortesìa del diario Expansion ).

Goya nos dejò el primer recuerdo histórico en un aguafuerte de una mujer torera. Se trata de "La Pajuelera" y desde entonces el camino de las mujeres ha sido de rosas pero sembrado de espinas. Que lo proclame Juanita Cruz. quien logró el 13 de marzo [de 1938] un indiscutible éxito. Cortó, con exceso de positivos merecimientos, tres orejas y un rabo; oyó prolongadas ovaciones de efímera galantería o de untuosa tolerancia a su robusta bonitura de fémina apetecible". Eran palabras del crítico taurino del periódico venezolano El País hace 55 años.La protagonista de aquella faena tenía 21 años y reposa ahora en el cementerio de La Almudena, en una tumba con una estatua y dolido epitafio: "A pesar del daño que me hicieron los responsables de la mediocridad del toreo en los años cuarenta-cincuenta, ¡brindo por España!". Era la venganza de la torera madrileña contra quienes le impidieron ejercer en España su vocación.

La torera nacida en la calle de Jorge Juan debutó en junio de 1932, con 15 años, en la plaza de toros de León. Su actuación escandalizó de tal forma que el ministro de la Gobernación envió un telegrama a todos los gobernadores para que no la dejaran torear, por su condición de mujer, en ninguna plaza. Así lo establecía el reglamento taurino.

El camino de Morenita del Qindìo, de Amina Asis, de Rosarito de Colombia, de Rocio Morelli, entre otras fèminas nuestras tampoco ha sido o fue un lecho de rosas.

Esto a propòsito de la afirmaciòn que acaba de hacer en el diario Expansiòn la rejoneadora francesa Lea Vicens : El mundo del toro no es machista pero sì conservador.

",,,, "Me siento respetada y, aunque es un mundo muy conservador en todo, no es machista. Entre los profesionales me consideran competencia, una torero que hace sombra. Y en el ruedo el toro no ve a un hombre o una mujer. Sí noto una reacción diferente en el público, son más extremos conmigo, más amables en los triunfos y muy duros cuando no van bien las cosas".

QUIERO A MIS CABALLOS PERO NO SON SERES HUMANOS

Petit Pois, uno de sus caballos de salida moría en agosto. "Es terrible, es como si perdieras a alguien de tu familia. Me ha causado una enorme tristeza, han sido muchos años juntos a diario. Fue un infarto fulminante antes de empezar el paseíllo, me queda el consuelo de que no fue responsabilidad mía. Mi conciencia está descargada completamente, porque no fue mi culpa, ni la del toro, ni un error humano. Son momentos muy duros, pero como la muerte no tiene solución no queda otra que aguantar y seguir adelante. También es cierto que hay que relativizar, al contrario de lo que hacen los animalistas, y entender que es un caballo. Y, repito, quiero a mis monturas como si fueran de mi familia pero son caballos, no seres humanos".

Ojala la veamos pronto en Colombia como un dìa los abuelos admiraron a Juanita Cruz en Bogotà a Conchita Cintròn la diosa rubia del toreo....

Categoria: