En "La Giralda", el homenaje de la Barra5 a Pepe Manrique que debutó a la orilla del mar

Una entrañable y deliciosa reunión se llevó a cabo en las remozadas instalaciones de la peña "La Giralda" en Bogotá para rendirle el homenaje ofrecido por la Barra5 a Pepe Manrique por los 25 años de alternativa. Torero de dinastía ,apadrinado en Cali por dos figurones, Roberto Dominguez y José Ortega Cano.

Sirvió el encuentro de los taurinos para parlar y controvertir de toros, como es apenas natural con total respeto a las opiniones discrepantes, de repasar nuestra actividad taurina, de saludar a viejos y queridos amigos y recordar a quienes han partido como Germán Bernate o Gutierritos....Falta nos hacen sitios para convocar el espíritu de taurinidad en una ciudad como la nuestra donde echamos en falta la Barra de la 22, la taberna de Paco, "El Cordobés " y tantos lugares donde afloraba la palabra y el sabor taurinos con tan buenos aficionados como los hay aun en la capital ( un cariño especial , si cabe más, para Manuel H y a don Alberto Corredor [ por cierto, qué pasaría con ese museo taurino que era su casa y donde había objetos de tanto valor sentimental para el taurinismo ? ].

Un trío amenizó el encuentro, no faltaron las viandas y las anécdotas en un ambiente de cordialidad y camaraderia extraordinarios. Yesid , en uno de los salones, realizó un programa en directo a través de su web radio total....

Don Hernán Arciniegas, presiente de la Barra5 pronunció el discurso central :

La reunión de hoy, que es de amigos cuya amistad se comenzó a consolidar a través de la afición a la bella Fiesta Brava, tiene dos razones principales para que estemos compartiendo de manera tan agradable en esta recién remozada y hermosa sede de la Peña Taurina La Giralda; ambos motivos son igual de importantes, pero respetando, como se hace en tauromaquia, el orden de antigüedad, voy a mencionar primero la celebración del sexagésimo cuarto aniversario de fundación de la Barra Taurina Cinco de Bogotá. Los aquí presentes conocen perfectamente la trayectoria de nuestra institución. Hemos trabajado incansablemente propendiendo por engrandecer la Fiesta y para que la misma se desarrolle sin trucos ni trampas que van en contra de la verdad; seriedad y honestidad para que la afición pueda disfrutar de toros con trapío y edad reglamentarios y toreros que salgan cada tarde dispuestos a cortar las orejas y justificarse ante el público que paga una boleta para verlos. Felicitaciones Barra Cinco en tus sesenta y cuatro años de fundada y le pedimos a la Virgen morena de La Macarena que nos permita cumplir muchos más presenciando igual número de tardes de toros. El segundo motivo para estar hoy aquí es hablar de un chaval al que sus padres bautizaron con el nombre de Leónidas cuando corría el año de 1972, de pequeño vivió rodeado de capotes y muletas pues su tío, que también es su tocayo, era en ese momento uno de los novilleros punteros. El chavalito al que hago referencia fue creciendo en un ambiente taurino y su afición y deseo de ser torero como su tío también aumentaban cada vez más y fue así como empezó a combinar sus estudios con las duras sesiones de entrenamiento para lograr su anhelada meta.

En 1987 con 15 años de edad, el chaval toreo su primer becerro en la Santamaría en el Festival de la Niñez que organizaba Fedetaurinas al finalizar cada temporada; en el cartel de esa tarde se leía el nombre artístico del chaval como Pepe Manrique; a partir de ahí, Pepe toreo novilladas en numerosas plazas de provincia en las que se fue formando y así conquistar a la afición de plazas como la de Cali, Manizales, Medellín, Armenia, Cartagena y Bogotá.

Debutó con picadores a la orilla del mar; en una plaza portátil levantada muy cerca de las bellas playas de El Rodadero en Santa Marta. De ahí en adelante toreo en todas las ferias importantes de nuestro país ocupando un puesto destacado en el escalafón novilleril.

El 30 de diciembre de 1991, enfundado en un traje celeste y oro, Pepe recibió la borla de Matador de Toros de manos del Maestro Roberto Domínguez y como testigo otro Maestro, José Ortega Cano. La afición de Cañaveralejo vio esa tarde como el toricantano le cortó una oreja al sexto toro de lidia ordinaria.

A partir de ahí Pepe Manrique ha toreado en todas las plazas colombianas junto a las primeras figuras siempre plantando cara y representando la torería colombiana a cabalidad en cada tarde; lo mismo ha hecho en diferentes países del orbe taurino.

Una de las tardes que Pepe recuerda con especial deferencia es aquella en la que con toros de Las Ventas del Espíritu Santo compartió cartel en la Plaza de Toros de Santamaría con José Tomas y Manzanares. Son muchos los recuerdos y las anécdotas; nos llevaría demasiado tiempo hablar de todo lo que Pepe ha vivido a lo largo de su vida taurina, el chaval de nombre Leónidas Manrique Morales y al que toda la afición, con cariño y respeto llamamos Pepe; ha cuajado en torero y está cumpliendo veinticinco años de haber recibido la alternativa; han sido muchos toros lidiados y estoqueados, ha habido triunfos grandes; no tan grandes y también frustraciones y rabietas porque las cosas no han salido tan bien como se quería; pero Pepe continua vigente; ofreciendo su toreo sincero y de arte cada vez que sale al ruedo, con la misma ilusión que cuando se vistió de luces por primera vez y dando lo mejor en cada faena.

Razones más que suficientes para que la Barra Taurina Cinco de Bogotá; en el marco de la celebración de un aniversario más de fundación; junto con el selecto grupo de amigos aficionados que hoy han tenido a bien acompañarnos; tributemos un sonoro y sentido aplauso a este chavalito en sus bodas de plata como Matador de Toros. Pepe; Torero, gracias por todas las buenas faenas que dejas en nuestra memoria. Ole por tu torería!!!!! Venga ese aplauso!!!!

Categoria: