Destacan la presencia de Ritter en Azpeitia, la cuna de Ignacio de Loyola

Sebastian Ritter torea en Azpeitia una preciosa localidad de Guipuzcoa en el país Vasco español el 31 de julio con los toros de la afamada ganadería de Celestino Cuadri. Compartirá cartel con Paulita y Alberto Lamelas...

Azpeitia no es una localidad más....es la cuna de un militar que terminaría fundando la comunidad de los jesuitas de tanta influencia en los cinco continentes y especialmente en lo educativo en Colombia con su egregia universidad Javeriana y el colegio de San Bartooomé...

Joxin Iriarte, presidente de la Comisión Taurina de Azpeitia, dijo que es importante el debut de Roca Rey, el regreso después de varios años de Miguel Ángel Perera o la doble presencia de Curro Díaz que el año pasado cuajó una faena histórica, además de apostar por triunfadores en esta plaza como Paulita o David Mora y apuestas de la Comisión por toreros que tienen mucho que decir en los próximos años como Alberto Lamelas, Borja Jiménez o Sebastian Ritter’.

Las figuras vuelven a orillas del Urola, pero el toro sigue siendo el timón de credibilidad de la feria de San Ignacio. ‘Repetimos dos ganaderías que se lo han ganado como Ana Romero o Cuadri, dos hierros de dos encastes señeros, muy del gusto de los aficionados y que lidiaron en esta plaza muy buenas corridas el año pasado’, explica Iriarte. ‘Como novedad, vuelve después de varios años otra ganadería que es sinónimo de raza y clase como es Fuente Ymbro’, sostiene.

CELESTINO CUADRI, LA EMBLEMATICA GANADERIA QUE LIDIA SEBASTIAN RITTER....UNA RICA HISTORIA

Hacer algo nuevo, diferente o que se sale de lo establecido, tiene su parte de riesgo, y éste riesgo fue asumido por un joven de 33 años, Licenciado en Derecho, Profesor de la Universidad de Sevilla, audaz, intuitivo y valiente, que con conocimientos de simple aficionado, decidió a mediados del siglo pasado comenzar una aventura como ganadero de reses bravas .

D. Joaquín Miranda, banderillero de Juan Belmonte y que posteriormente fue Gobernador Civil de Huelva, fue su principal consejero en temas ganaderos.

En aquel momento pudo haber adquirido lo que hoy es Osborne, pero se decidió por lo de Esteban González, porque le encantaba el encaste de Santa Coloma.

La camada, en su mayoría, estaba formada por las reses de Pérez de la Concha, con orígenes de Concha y Sierra y predominio de Santa Coloma de la rama ibarreña o sea, sin Saltillos, por tanto de pelo negro sin cárdenos. Tenía además ganado de Urcola y Félix Suárez.

Aunque su primera intención fue quedarse exclusivamente con lo procedente de Santa Coloma por línea ibarreña, a medida que fue tentando las becerras se decidió a seleccionar mas por el comportamiento que por el encaste, aprobando así vacas de todas las procedencias. Hizo caso a su intuición y se saltó muchas reglas básicas de la genética, limitándose a dejar para madre la becerra que le gustaba y a matar la que no se ajustaba a lo que él pedía en el tentadero y no tuvo reparo en cruzar las diferentes sangres.

Sin embargo sí hizo caso al mayoral de D. Esteban González, de nombre Aurelio, que le indicó que entre las reses compradas, venía una vaca preñada, aconsejándole que si tenía un macho lo probara ya que pertenecía a una reata de gran confianza.

El becerrillo, de nombre "Pestillero" era muy feo, y con malas hechuras pero aun así, fue tentado, superando muy bien la prueba por lo que se dejo para semental y pudiendo ser considerado como el principio de todo lo que hoy pasta en la ganadería.

En 1.954 se aumentó la vacada con la compra de la ganadería y el hierro a D. José Maria Lancha cuyos inicios se remontaban al año 1928 al formar el Sr. Lancha su ganadería a partir de la adquisición de ejemplares de Juan Belmonte (de procedencia Gamero Cívico y Campos Varela), a los que al finalizar la guerra civil, agrega un lote de vacas y dos sementales llamados "Zoquetero " y "Corcito", procedentes de la ganadería de Esteban González Camino y producto de un cruce entre vacas de Santa Coloma y Urcola, con un toro de Conde de la Corte.

En el año 1950 la ganadería de José Maria Lancha ingresa en la Unión de Criadores de Toros de Lidia. Solo cuatro años mas tarde, en el 1954, la vende a D. Celestino Cuadri, quien al eliminar el hierro y la divisa originales pierde la antigüedad adquirida en 1950.

Estos fueron los orígenes de la ganadería de D. Celestino Cuadri, quien emparentando vacas y sementales de distintas procedencias, con una línea clara de exigencia en el tentadero y un trabajo constante y paciente ha conseguido que hoy en día los aficionados a la Fiesta podamos disfrutar de un toro diferente, un toro con sello, carácter y personalidad propia.

Como curiosidad, señalar que inicialmente la ganadería de D. Celestino Cuadri estaba configurada por un total de 142 hembras y 3 sementales, un número de reses por otra parte, muy cercano a los que conforman actualmente este hierro.

Debuta esta ganadería en Septiembre de 1955 en Aracena, donde a un novillo de nombre "Marismeño" se le premia con la vuelta al ruedo. El 8 de Abril de 1956 la ganadería de D. Celestino, adquiere la antigüedad al lidiar en las Ventas, en la que dos toros "Curioso" y " Bravío" resultaron fuertemente ovacionados en el arrastre como premio a su casta, pero no fue hasta la década de los sesenta cuando esta vacada comenzó a lidiar con frecuencia en las principales plazas del país.

Para esas fecha, con las principales características zootécnicas de la vacada ya fijadas, empiezan a contabilizarse los triunfos como los obtenidos en la Real Maestranza de Sevilla en el año 1965 que "Tratante" lidiado por Diego Puerta, obtuvo el premio otorgado por la Real Maestranza de Caballería y del Club Taurino Sevillano al toro mas bravo de la Feria.

Al año siguiente, Paco Camino, en la Feria de Abril, a un excelente toro de nombre "Nadadero" consigue cortarle 2 orejas consiguiendo el premio al Mejor Toro.

La década de los 70 también empezó con brillantes resultados para la familia ganadera ya que "Colladero" recibió el premio "Mayte" al Mejor Toro lidiado en la Feria de San Isidro, aunque es a partir de la segunda mitad de los 70 cuando la ganadería de D. Celestino comienza a mostrar un exceso de bondad y nobleza.

Prueba de ello es la disposición que tuvieron ciertas figuras de entonces en lidiar sus toros de forma habitual como en el caso de la corrida celebrada en Valencia en el año 1979 por José Maria Manzanares, Dámaso González y Julio Robles y la lidiada en Talavera de la Reina por Paco Ojeda, Vicente Ruiz "El Soro" y Emilio Muñoz en la que los 3 matadores salieron a hombros.

La década de los ochenta se inicia con buenos augurios, ya que la corrida lidiada el 22 de Mayo de 1982 en las Ventas por Antonio Chenel "Antoñete", Manolo Vázquez y Jorge Gutiérrez fue un éxito.

Al año siguiente en 1983 se sumo a los triunfos el encierro lidiado en Valencia donde destacó el toro "Forastero" estoqueado por Luís Francisco Esplá y declarado como el Mejor Toro del ciclo.

A pesar de la gran trayectoria de la ganadería que con 50 años de recta tradición, defendida contra viento y marea sobre presiones y antojos, sin plegarse a modas, circunstancias ni conveniencias, por dos generaciones, también ha conocido momentos malos, quizás como consecuencia de lo que fue la ultima tienta de machos de la ganadería, en la que los descendientes de "Tacholero", lidiados en la corrida de Beneficencia en Madrid en el año 1984 dieron a la familia Cuadri un soberano disgusto del que no lograron sobreponerse hasta el año 1988 en la Feria del Pilar de Zaragoza en la que destacó "Jaramago", lidiado por Morenito de Maracay y comenzando a superar lo que fue el bache mas grande sufrido por la ganadería.

A partir de entonces se recobró la estabilidad y en el año 89 en la Plaza de Vic-Fezensac el triunfo de "Clavelito" se consiguió el despegue total hasta alcanzar la cotas de éxito que está teniendo actualmente.

Son ejemplos de una recuperación total y sin duda en ascenso, confirmada por la gran cantidad de trofeos alcanzados y teniendo en cuenta lo cortas que son sus camadas, los siguientes toros:

"Brujito", lidiado en Huelva que le correspondió a Manuel Díaz "El Cordobés" cortándole dos orejas.

"Aventador" , el toro mas bravo lidiado en la plaza de toros de la Misericordia de Zaragoza lidiado por Emilio Muñoz.

"Isidro", ganó el prestigioso Trofeo Paul Clarac al mejor toro de la Feria de Vic - Fezensac,

"Jardinero", de 617 Kgs., premio de la Corrida - Concurso de Zaragoza en el 2001 , siendo las otras ganaderías Partido de Resina, Murube, Victorino Martín, Adolfo Martín y Monteviejo.

"Aliño", al cual le fue otorgado el premio al mejor toro del encierro de la Feria de Julio de Valencia. Su matador Rafael de Julia le cortó 2 orejas y junto al mayoral salió en volandas de la plaza.

" Bola" fue el mejor toro de la Feria de Abril de Sevilla del año 2004, contribuyendo al triunfo de Manuel Jesús "El Cid", pudiéndose completar una lista de 20 o 25 excelentes toros que han ido cosechando triunfos y trofeos en todo el orbe taurino.

Los aficionados que pudieron acudir a la Plaza de Toros de Valverde del Camino, en Huelva, el 17 de Agosto de 2002, disfrutaron del espectáculo pues no es fácil ver que en el mismo encierro se le de la vuelta al ruedo a un toro, "Tunante" y a continuación se indulte a "Revisor" de 593 Kgs. de peso, al que se le dieron mas de 80 muletazos. La terna la componían Vicente Bejarano, Uceda Leal y Rafael de Julia.

Pero sin duda, las mayores alegrías se las ha proporcionado a D. Fernando la primera plaza del mundo, Las Ventas de Madrid.

En el año 1993 "Clavellino" de 598 Kgs de peso, lidiado por Pepín Jiménez fue el Mejor Toro de la multitud que pisan el albero durante la larguísima feria de San Isidro y acaparó todos los galardones concedidos por las diferentes entidades taurinas y peñas.

Triunfo que volvió a repetirse con la lidia de "Poleo" en el año 1996 de 534 Kgs. que fue premiado con la vuelta al ruedo y aunque en el sorteo le correspondió al diestro mejicano Manolo Mejías, al resultar cogido en el tercio de banderillas tuvo que ser finiquitado por Luís Francisco Esplá.

A "Miseria" lidiado en el año 1997, Pepin Liria le cortó 1 oreja.

"Lesnero" de 623 Kgs. de peso, lidiado en el año 1999 por Dávila Miura en el día de su confirmación, le cortó 1 oreja.

Y como muestra del buen momento de los pupilos de D. Fernando sólo reseñar que en éste año 2004, con 16 toros lidiados, le han sido adjudicados 21 trofeos, en su mayoría obtenidos por "Fogonero" lidiado por Eduardo Dávila Miura.

En el año 2005, Sevilla, Madrid, Alicante y Valverde del Camino fueron las plazas donde se lidió la camada, siendo la tónica general, la falta de recursos profesionales de los toreros ante las dificultades presentadas por los toros que imponían su poder.

Y por ultimo, el año 2006, se ha caracterizado por unas corridas con toros espectaculares de presentación, serios y cuajados y con comportamientos encastados como corresponde a los toros bravos, tanto en plazas de primera como Madrid y Sevilla como en la portátil de Moguer, sin olvidar la de San Martín de Valdeiglesias donde el Mayoral fue sacado en volandas por la puerta grande. “Berlines" lidiado en Sevilla y "Choquero" lidiado en Madrid, han los toros que mayor alegría han proporcionado este año a sus ganaderos.

La fundó Don José María Lancha hacia el año 1928 con vacas y sementales de Don Juan Belmonte procedentes de Gamero Cívico.

Posteriormente agregó un lote de Don Esteban González Camino, que a su vez tenía sangre de Pérez de la Concha, Félix Suárez, Villamarta y Francisco Molina.

En el año 1946 compró D. Celestino la camada sin tentar de D. Esteban González y siguió comprando durante los años 1947 y 1948. La vacada de esta ganadería estaba formada con sangre de Santa Coloma, en la línea de Ibarra. En estas camadas también vinieron eralas con procedencia Pérez Concha, Félix Suárez y Urcola.

Don Celestino empezó a trabajar con mucho tesón, y no lidió hasta pasado ocho años. En el año 1945 compra la ganadería de José María Lancha (de Zalamea la Real) que también tenía ganado de Esteban González y Juan Belmonte de procedencia Gamero Cívico.

HABITAT
Los toros de los hijos de D. Celestino Cuadri se encuentran en dos fincas independientes, separadas por 10 kilómetros, llamadas “Comeuñas” y “Cabecilla Pela”, la primera en el termino municipal de Gibraleón "Huelva" y la segunda en Trigueros "Huelva".

Próximo a la sierra de Huelva a 70 metros sobre el nivel del mar, el ganado disfruta de un clima suave en el que son escasas las heladas. Son fincas de dehesa ondulada, con una arboleda formada por encinas y alcornoques que permite un fácil manejo del ganado y posibilita que las zonas bajas mantengan la hierba durante mucho tiempo. La distinta naturaleza del suelo de una y otra finca hace que los pastos también varíen en cuanto a propiedades nutritivas. Por regla general los machos están en “Comeuñas” y las hembras en “Cabecilla Pelá”.

Categoria: